¿Éxito = delgadez?

¿Éxito = delgadez?

La sociedad está acostumbrada a hacer asociaciones y generalizaciones pobres. A todos vosotros, todas aquellas personas que pasáis por anorexia o bulimia os suelen considerar simples chic@s caprichos@s que dejan de comer porque quieren ser delgad@s.

A pesar de ser uno de los síntomas de la enfermedad detrás de todo esto hay un profundo y complicado camino de perfeccionismo, quebrantamiento mental, machacamiento físico, culpabilidad, excesismo…

Y me duele decirlo, pero en la actualidad un “buen físico” es símbolo de éxito, y lo pongo entre comillas porque en muchos de los casos lo de “buen” es bastante cuestionable ya que se pierde la coherencia de lo que es tener un buen físico y se lleva a la delgadez extrema. El ser una persona delgada se ha convertido en sinónimo de grandeza, reconocimiento social y superioridad.

Desde el momento que el foco de atención es SOLO un físico, perdemos el valor de otras muchas cosas, dejas de quererte, no aprecias valores esenciales de tu carácter, de tu inteligencia, de tu PERSONA. Sientes que no tienes nada que ofrecer, piensas que nada es suficiente y ese foco te hace dejar de comer, te hace dejar de VIVIR.

Hace falta pasar una primera barrera (la más difícil), dejar al descubierto la enfermedad, el comienzo del camino. Empiezas a cambiar cansancio por fuerza, perfeccionismo por racionalidad, poco a poco tu cabeza y corazón empiezan a curarse durante un largo camino de recuperación (con apoyo profesional, familiar y con TÚ FUERZA).

Todos pasamos dificultades, problemas, todos caemos tarde o temprano y lo bonito de esto es levantarse y aprender. En vuestro caso debéis aprender a vivir con las cosas buenas y con las cosas malas de la vida, ignorar dietas imposibles, eliminar la creencia de “delgadez=éxito”, debéis CREER, VALORAR, Y VIVIR.

QUIÉRETE con tu imperfeccionismo, con tus virtudes, con tu empatía, con tu alegría, con tu mal humor, con tu kilo de más. CREE en tus proyectos, en tu visión de futuro, CREE en ti. VIVE tu vida, solo hay una, VIVE como quieras vivir, pero hazlo BIEN.

Fotografía: Verito

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*